Por Guadalupe Juárez

 

Las palabras eran lanzas. Las primeras fueron dirigidas para los críticos de la administración estatal.

“Hay que enfrentar a gente que no tiene memoria”, enfatizó Carlos Daniel Hernández, secretario de Compromiso por Puebla, mientras recapitulaba algunas acciones del partido tricolor durante casi 80 años de gobierno.

TANIA OLMEDO/AGENCIA ES IMAGEN
TANIA OLMEDO/AGENCIA ES IMAGEN

Después, para los contrincantes. “No hay que dejar volver a Los Preciosos”, pedía a los asistentes el dirigente estatal de Nueva Alianza, Gerardo Islas Maldonado.

Y luego,  el candidato de la alianza Sigamos Adelante, Antonio Gali Fayad, declaró frente a las cerca de 15 mil personas congregadas en su primer acto masivo en la junta auxiliar de la capital San Andrés Azumiatla, “ellos dicen que es una batalla (la campaña), una guerra. Yo creo que es una fiesta, una democracia”, aseveró al aludir al lema de su contrincante priista, Blanca Alcalá Ruiz.

Zeferino Martínez, del Partido del Trabajo, fue cauteloso con sus palabras, pero enérgico con el mensaje: “vamos a apoyar a Tony Gali porque es nuestro candidato, porque es una buena opción, porque entiende a la gente”, dijo cuando empezó a hablar en un dialecto indígena. Las personas lo entendían y asentaban con la cabeza, mientras ondeaban la bandera roja con letras en amarillo del PT.

 Promete la creación de una subsecretaría de asuntos indígenas. JOSÉ CASTAÑARES/AGENCIA ES IMAGEN
Promete la creación de una subsecretaría de asuntos indígenas.
JOSÉ CASTAÑARES/AGENCIA ES IMAGEN

El respaldo y la promesa  de uno a uno de  los cinco dirigentes partidistas de la coalición de ganar se selló con un abrazo y una fotografía.

Transcurrían las primeras horas de campaña de Gali Fayad, cuando al final del mitin del mediodía generó sus tres primeras promesas de campaña: la creación de una subsecretaría de asuntos indígenas, una red de guarderías para apoyar a las mujeres y “total transparencia” en la gestión de los recursos públicos.

Y aunque aseveró que el mandatario estatal Rafael Moreno Valle es su ejemplo a seguir, también reconoció que “falta mucho por hacer”.

El inicio

En los primeros minutos del domingo, en el Paseo Nicolás Bravo, simpatizantes del exedil se congregaron para arrancar de manera oficial el periodo de campaña. Gali aseguró que el tiempo de la mini no era corto, puesto que en 24 meses –periodo en el que estuvo al frente del Ayuntamiento de Puebla– consolidó su administración cumpliendo sus promesas de campaña.

Y se comprometió a generar en este tiempo el plan de desarrollo estatal y  cerrar el “círculo virtuoso” de cinco años, refiriéndose al trabajo realizado por la gestión actual.

 

También lee: