Barbosa Huerta sostiene primera reunión con Agua de Puebla

Por Staff 24 Horas Puebla

Foto: Miguel Romero/Agencia Es Imagen

 

Miguel Barbosa Huerta, gobernador electo, anunció que se reunió con la empresa Agua de Puebla para Todos, la cual deberá cumplir su plan de inversión no a cinco o 10 años, como aparece en el título de concesión, pues consideró que el agua es un derecho y no un negocio.

“Tuve la primera reunión con la empresa y encontré en ellos la disposición de dialogar.

Las cosas no se pueden quedar como están; tienen que cumplir su inversión, no en el plazo prorrogado de cinco a 10 años que aparece en los documentos; no, ese es un plazo leonino para el estado, porque el agua es un derecho no un negocio”, demandó.

Después de la inauguración del encuentro ProgresivaMente 2019 y una vez que el título de concesión se hizo público, el gobernador electo dijo que la empresa debe coincidir con su administración, pues de lo contrario no tendrá temor para iniciar un litigio con el fin de rescindir la concesión.

“No seré de aquellos que opinen que la rescisión de un contrato es imposible porque pondría al estado en una obligación de pago enorme, no, (vería) que hay incumplimiento de las condiciones del contrato, pero no voy a tomar una posición sin tener estudios perfectamente definidos de las condiciones jurídicas y económicas en el tema.

(Porque) hay que tomar decisiones fundadas y no brazos políticos, banderas políticas. Es actuar con responsabilidad. Caminar al fortalecimiento del servicio del agua potable como derecho humano”, dijo.

Finalmente, con respecto a las deportaciones anunciadas por el presidente estadounidense Donald Trump y que iniciarían el domingo, el gobernador electo las condenó como violatorias de los derechos humanos, pero mantendrán su apoyo hacia los paisanos radicados en la unión americana, especialmente a las familias de estos al brindarles mayor seguridad y mejores oportunidades de desarrollo en la entidad.

Al respecto, señaló que estrechará lazos con líderes de migrantes, pero de los que viven en Estados Unidos, en las demarcaciones donde hay mayor presencia de poblanos, no de los radican en Puebla, pues “ellos comen mole y chiles en nogada”.