El Ayuntamiento de Tulcingo de Valle no cuenta con la facultad para decretar toque de queda como medida para prevenir la propagación del Covid-19, declaró el gobernador de Puebla, Luis Miguel Barbosa Huerta.

“Estas acciones son absolutamente inconstitucionales, por parte de cualquier autoridad, no existen toques de queda en nuestro país, se llamarían en todo caso suspensión provisional de garantías segundo lo marca el artículos 29 constitucional. Esto es una atribución solamente del presidente de la República que debe de pasar por el Senado”, dijo Barbosa Huerta en rueda de prensa.

El mandatario poblano dijo que este tipo de acciones provocan pánico a la ciudadanía y no permiten un autoconfinamiento tranquilo.

“No es de la competencia de un gobernador, no de la competencia de un Ayuntamiento. Llamo a los presidentes municipales a que no se equivoquen, más allá de las razones que tengan que pueden ser muy justificadas, no se puede transgredir la Constitución ni la Ley”, señaló.