En el marco del 78 aniversario de la fundación del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), se reconoció la trayectoria de José Dagoberto Velasco Flores, como el empleado de mayor antigüedad, con 53 años y 6 quincenas como trabajador activo.

Dagoberto fue contratado a los 21 años de edad, en 1963, mismo año en que el equipo de médicos Federico Ortiz Quezada, Manuel Quijano Narezo y Manuel Flores Izquierdo realizaron el primer trasplante renal, en el entonces Centro Médico Nacional, ahora Siglo XXI.

Don Daguito –como le dicen de cariño sus compañeros– tiene 79 años y actualmente es el coordinador de almacén de la Planta Reproductora de Gráficos Diversos de Servicios Complementarios Nivel Central del IMSS, y de manera ininterrumpida, sin ninguna falta o con alguna incapacidad laboral, aseguró que trabajará “hasta donde el cuerpo aguante”.

Aunque en estos momentos, ya está pensando en la jubilación para disfrutar con su familia, viajar y descansar, porque “hay que pensar también en retirarse porque la vida no la tiene uno comprada y también hay que salirse un poquito parta disfrutar afuera también”.

Velasco Flores ha visto crecer al IMSS, con un mayor número de trabajadores y derechohabientes a escala nacional y, presenciar el desarrollo de su infraestructura hospitalaria.

“A través de los años que he permanecido me he dado cuenta de que ha crecido, desde luego queriéndole hacer el bien al pueblo y me siento orgulloso de ser empleado del instituto”.

LEG

Ver nota original