AFP
AFP

Las autoridades canadienses anunciaron ayer planes para aumentar aranceles a los vehículos eléctricos y baterías fabricados en China, en línea con decisiones similares de Estados Unidos y la Unión Europea.

El sector automotor de Canadá “enfrenta competencia desleal a partir de una política intencional de (desarrollar) sobrecapacidad (de producción) decidida por el Estado (chino), que está perjudicando el sector de vehículos eléctricos en Canadá y su habilidad para competir en el mercado doméstico y global”, sostuvo la viceprimera ministra Chrystia Freeland en una conferencia de prensa.

“Los fabricantes chinos están deliberadamente generando una sobreoferta global que perjudica a los fabricantes de vehículos eléctricos en todo el mundo”, sostuvo.

Una consulta durante 30 días con la industria y los sindicatos comenzará el 2 de julio en relación a potenciales acciones para combatir esta situación, como una sobretasa de importación a los vehículos eléctricos chinos, o que estas unidades no sean elegibles para subsidios federales.

Freeland sostuvo que el gobierno busca “equilibrar el terreno, prevenir la sobreoferta y los trasbordos (de vehículos)”. 

(Con información de AFP)

Por: 24 Horas

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *