El rector Alfonso Esparza Ortiz alertó que una  disminución en los recursos para las instituciones públicas traerá consecuencias negativas para el país

 

Por Serafín Castro 

Pocas veces el rector Alfonso Esparza Ortiz levanta la voz. La semana pasada lo hizo una vez más para pronunciarse contra los recortes a la educación que propuso la Federación.

El reclamo a la administración del presidente Enrique Peña Nieto no fue sólo de Esparza. Se unieron  otros nueve rectores de las principales universidades públicas del país.

Con un desplegado en un periódico de circulación nacional, el 3 de noviembre 10 rectores pidieron a la Federación replantear la propuesta del Presupuesto de Egresos para 2017 (PEF), que proyecta recortar 37 mil millones de pesos a la educación.

Empero, la exigencia no sirvió de mucho. Esparza Ortiz indicó que no hubo respuesta de las secretarías de Hacienda y Crédito Público (SHCP)  y de Educación Pública (SEP).

Pese a que el comunicado iba dirigido al Presidente de la República, tampoco hubo respuesta.

 

Habrá consecuencias: Esparza

Ante la falta de respuesta del Presidente de la Repúbica, el rector Esparza Ortiz no descartó la posibilidad de sumarse a las manifestaciones, tal y como lo ha hecho su homólogo de la Universidad Autónoma de Querétaro, Gilberto Herrera, quien convocó a la comunidad a movilizaciones contra el recorte.

De igual manera, el rector poblano lamentó el escaso apoyo de la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES) en torno al tema, y reiteró que sin su respaldo, los rectores están movilizándose para evitar el recorte.

También dejó en claro que a pesar del recorte, la institución poblana no aumentará las cuotas de inscripción, ni el costo de la titulación y demás servicios escolares.

 

Exigen solución

Los rectores explicaron que el recorte a la educación superior afectará programas esenciales para las universidades, como el Fondo de Apoyo para el Saneamiento Financiero y Atención a Problemas Estructurales de las Universidades Públicas Estatales.

También señalaron que la disminución de casi siete mil millones de pesos en fondos concursables pone en riesgo programas que sirven para la ampliación de la cobertura y el fortalecimiento de la calidad educativa.

“Desde la creación de este fondo, se han propiciado 27 reformas a los sistemas de pensiones universitarios, las cuales han generado un ahorro para las UPES (Universidades Públicas Estatales)de más de 593 mil 300 millones de pesos. Cabe aclarar que el Coneval ha ponderado las bondades de este fondo y estima que, por cada millón de pesos sujeto a concurso, las reformas han generado un ahorro de 44 millones 880 mil pesos.

Consejo Universitario aprobó un presupuesto austero. / ÁNGEL FLORES
Consejo Universitario aprobó un presupuesto austero. / ÁNGEL FLORES

“La eliminación de este fondo generaría presiones para mantener y continuar las reformas, se alterarían las relaciones laborales y se afectaría gravemente la operación de las UPES”.

Consideraron un contrasentido recortar los recursos para ciencia y tecnología, pues“el país requiere, de manera urgente, incrementar su competitividad y ello sólo se logra generando más y mejores conocimientos” Además, indican que esta medida va en contra del compromiso de destinar por lo menos 1% del Producto Interno Bruto (PIB) a este rubro.

 En Querétaro, universitarios iniciaron manifestaciones vs recorte. / ESPECIAL
En Querétaro, universitarios iniciaron manifestaciones vs recorte. / ESPECIAL

Otra de las áreas más afectadas son las becas universitarias, donde se contempla disminuir 30% el capital. Los alumnos de escasos recursos “se verán obligados a abandonar las aulas y contravendría el avance en cobertura logrado hasta el momento”.

foto

“En la compleja situación que vive el país la educación aparece como un signo de esperanza y por ello la universidad pública, más allá de su quehacer académico, debe constituirse como un espacio fundamental del sistema social”, indicaron.

foto2

Los firmantes consideraron en el quinto punto que “de no reconsiderar los ajustes anunciados al presupuesto para educación superior, se ampliarán las brechas entre universidades federales y las estatales poniendo en riesgo los avances logrados en los últimos años en la expansión de la matrícula con calidad, el desarrollo de posgrado, la vinculación productiva y la extensión universitaria en favor de los sectores más vulnerables”.

Los rectores culminan el documento exigiendo una reunión con el presidente Enrique Peña Nieto, a fin de expresarle a fondo las consecuencias que conllevaría el recorte planteado por Hacienda ante el Congreso para la elaboración del Presupuesto de Egresos de la Federación en 2017.

Además de Alfonso Esparza, la misiva fue firmada por los rectores Juan Manuel Ocegueda Hernández ( Baja California), Vicente Aboites Aguilar (Ciudad de México), Ignacio Peña González (Nayarit) Carlos Bautista (Oaxaca), Gilberto Herrera Ruiz (Querétaro), Heriberto Grijalva Monteverde (Sonora), Enrique Pérez del Río (Tamaulipas), Rubén Reyes Córdoba (Tlaxcala) y Antonio Guzmán Fernández (Zacatecas).

foto1

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *